ziddicca.com
Lo han dejado. O esto parece. Ya llevará una hora que las sirenas de los mossos y el ruido aún más angustiante de los helicópteros han parado de oírse por el centro de Barcelona. Habían empezado al…