amare.es
Cómo distinguir la artritis de la artrosis: dos graves enfermedades que no debes confundir - Asociación A.M.A.R.E.
La primera es una enfermedad inflamatoria que puede afectar a todo el cuerpo, mientras que la segunda es un desgaste articular. Beatriz G. Portalatín. No es raro equivocarse con estas dos enfermedades reumatológicas. Artrosis y artritis: probablemente nos hayamos confundido en más de una ocasión, aunque sólo sea porque fonéticamente suenen parecido. Sin embargo, son patologías diferentes a pesar de que las dos pertenecen al grupo de las más de 200 enfermedades reumáticas que existen. Tanto la artrosis como la artritis forman parte de las patologías que afectan al aparato locomotor y ambas son, junto con la osteoporosis, de las más comunes y prevalentes de este tipo. En total, se estima que en España 1 de cada 4 personas mayor de 20 años tiene alguna enfermedad reumática. Veamos y aclaremos, de una vez por todas, cuáles son todas las diferencias que existen entre ellas para no liarnos nunca más.Las dos son enfermedades crónicas y aunque ambas afectan a las articulaciones pero existen, fundamentalmente, dos claras y distinguidas diferencias. La primera consiste en que la artrosis es una dolencia que se produce por desgaste de cualquier tejido de la articulación (cartílago, hueso, membrana sinovial y tejidos blandos). Y la artritis o artritis reumatoide -como realmente se llama- es una enfermedad inflamatoria, y por tanto, se da por la inflamación de una o de varias articulaciones. La segunda diferencia es que la artritis es una enfermedad sistémica que puede afectar a otros órganos del cuerpo y la artrosis no lo es. «Los mecanismos entre ellas son diferentes. No es lo mismo artrosis que artritis. Todos los tipos de artritis son enfermedades inflamatorias y además enfermedades sistémicas, es decir, que pueden afectar al cuerpo entero, incluidos órganos como el corazón o el riñón», explica a EL ESPAÑOL Montserrat Romera, portavoz de la Sociedad Española de Reumatología(SER) y reumatóloga en el Hospital Universitario de Bellvitge de Barcelona, durante el VIII Simposio de Espondiloartritis de la SER al que este periódico fue invitado. La artrosis: desgaste articular La artrosis es una enfermedad reumática que lesiona el cartílago articular y representa casi la cuarta parte del total de pacientes atendidos en las consultas de reumatología, según datos de la SER-FER. En España, afecta a aproximadamente al 10% de la población y es más frecuente en ellas (18%) que en ellos (10%). Según explica la doctora Romera, la artrosis es una enfermedad provocada por el desgaste principalmente del cartílago articular, aunque se ha visto que «también están implicados todos los demás elementos de la articulación». Los síntomas que produce son, sobre todo, dolor de tipo mecánico (esto es, dolor que se desencadena al moverse y mejora con el reposo); rigidez, deformidad; incapacidad funcional; y también puede provocar crujidos con el movimiento. La artrosis puede localizarse en distintas zonas: rodilla, cadera, mano, cervicales o lumbares. «En ocasiones un paciente puede tener afectadas más de una articulación, pero hay que tener en cuenta que no es lo mismo una artrosis de rodilla que de columna, por ejemplo, por la propia evolución o características de cada zona», apunta la doctora. La más común es la artrosis de rodilla que tiene …