warsar.com
Otra mujer
Esta noche me sirvo una taza de té, no hay a la vista ningún escaparate ni soy capaz de verte mirando en el espejo. Parece que tras décadas de tempestad en las sienes de repente alguna calma despis…