unlugarparaver.es
PARA QUÉ SOÑAR
Quiso, aunque tan sólo fuese una vez y por estar ya cansado de deambular por días aciagos y convulsos