susurrodedios.com
San José
José fue único en el mundo, dedicó su tiempo a su hijo, y desde ese lugar doméstico, en lo sencillo, en lo escondido, toca lo esencial, crece una semilla única, cuyo suave olor y fragancia, perdura…