siberiablog.wordpress.com
Peñalsordo, en la frontera de La Mancha
Sinforiana deja sobre la mesa la olla con el cocido y anima a los comensales: «Sírvanse ustedes, que yo para lo fino es que no valgo». Los garbanzos de este cocido son gloria bendita y los han cult…