shiramcollins.com
Mi faro
Estaba pérdida en aguas sin dirección, donde temía hundirme. Un día descubrí tus ojos cálidos, llenos de vida, de risas sin contención, de susurros en noches frías. Desde ese momento fuiste mi faro…