saltoalreverso.com
El bartender
Hasta que no dejó de guardar los secretos de otros y saborearse los suyos, no se liberó.