poemasdemercedes.com
Quirófano (Número 424)
Las ocho de la mañana, casi y veinte ya, llega un celador, viene a por mí. Me tomo un relajante, me lo trajeron a las siete. Me bajan al semisótano a una gammografía, me acompaña mi familia, ¡qué l…