pensarsimata.com
La vida del Tauro
He sentido los cambios. Son dolorosos. Mi nariz se ha ampliado hasta convertirse en dos agujeros tan grandes que aspiran cucarrones sin avisar. Ya no tengo pies, ahora me ha salido unas pezuñas par…