pedrogalvan.com
Una violación
es una violación. Aquí y en Pekín. Justicia horrible.