nopiensovolveracadizsinti.net
Nueve. El desayuno
Buenos días. A mí, me gusta dártelos, sin más, sin que te despiertes. Sin más, sin menos. Me gusta hacerlo desde tus pies, a los pies de tu cama. Sin respirar.