nepomundos.com
Ea, agur
Ya fue de por sí bastante malo el no haber dormido una puñeta por culpa de los amigos del rugby, del trasnoche de Jon, del tempraneo de María, de los despistes de Pedro y de los santos huevos de mi…