messieral.com
¡Os miro a los ojos y os odio!
¡Os miro a los ojos y os odio! y me alegro de cierta manera de sus vidas e hipotermia, de sus insulsas existencias aborregadas y tan quietas.