messieral.com
Un Último Acorde
Cuando los cielos comiencen a hablar, yo no tendré miedo porque me he acostumbrado ya a la verdad; alzaré el rostro cuanto me sea posible para aceptar que viví con modesta felicidad, que me hace bi…