messieral.com
Un Cielo que te Encierra
Pero decidiste quedarte a sabiendas de mis ganas infinitas de querer devorarte. Y te enfrentaste a tus miedos que intensos tan dulcemente te pedían volver a lo incierto. Lo que debiste temer ya no …