losotrosjudios.com
Cara o cruz, ante la justicia del ocupante tú siempre pierdes
Reblogueado en WordPress.com