loincognito.com
El crimen de los Galindos
El 22 de julio de 1.975, bajo un sol de justicia, el cortijo de “Los Galindos”, propiedad del Marqués de Grañina y cercano a Paradas (Sevilla) fue testigo de un suceso espeluznante.