lesidea.com
Carta abierta al club Bilderberg
Muy señores míos, no tengo ni el gusto ni el disgusto de conocer en persona a ninguno de ustedes y seguramente ustedes puedan decir lo mismo de mí; aunque no creo que importe grandemente. El club B…