lajungladelasletras.com
Ciento cuatro sábados de asueto en Nueva York
Lo que siempre me ha sorprendido de Nueva York ha sido su capacidad para la reinvención. Cuando vivía allí, los sábados era el día en el que visitaba un museo, una exposición en alguna galería de a…