lachicadelosjueves.com
El síndrome del Scalextric incompleto
No recuerdo ya el día en que descubrí a Miguel. Puede que fuera hace cuatro o cinco años, alguna tarde tonta de primavera, o de otoño, o de a saber qué momento y estación, quién sabe. Ni él conserv…