glendaahora.com
La pagué caro … pero …
Hay ocasiones en que no podemos entender ni justificar el maltrato y la injusticia de funcionarios de atención al público. Estoy segura que hay cientos de historias en todos los aeropuertos de las que siempre podemos aprender. Pero también es importante denunciar y evitar que se repitan estas situaciones con otras personas. Les cuento lo que me sucedió en México.