fernandopachecobellas.wordpress.com
Se evaporaba
Cuando él dijo sí, ya no miraba Cuando él lo dejó todo, ella la puerta cerraba