fernandopachecobellas.wordpress.com
La soledad era eso…
el sabor profundo de aquel primer beso y sin embargo, la soledad era eso…