erikarneson.wordpress.com
Girar y Perder
Girar y Perder por Erik Arneson Le dije a mi hija de nueve año, Abby, que no estaríamos comprando ningún SweeTarts justo antes de que escuché su voz, como de trueno, desde el otro lado de la tienda…