delajusticia.com
El Tribunal Supremo recuerda la doctrina de los actos propios o como el litigante se derrota a sí mismo delaJusticia.com El rincón jurídico de José R. Chaves
Por la boca muere el pez. Algo tan castizo debió inspirar el acogimiento jurisprudencial del principio de que nadie puede ir contra sus propios actos, de manera que quien se expresó o actuó…