cuentochino.wordpress.com
* mamushkas 2
Apenas entró, me dio un beso rápido pero bien húmedo, mitad en la mejilla, mitad en los labios, y siguió de largo hacia la sala, con pasos veloces y cortos. Estaba sonriente como siempre, divina; d…