cronicasdeunainquilina.com
Guatemala de todos los dolores | Crónicas de una inquilina
Es un país hermoso del que se uno enamora a primera vista, rotundamente bello; de musgos blancos como enredaderas en los pinales, de musgos verdes como alfombras aterciopeladas a la orilla de los riachuelos; riachuelos que busca secar la mano asesina de quien no ama, de quien irrespeta y odia, odia