cronicasdeunainquilina.com
Apolonia. | Crónicas de una inquilina
Llegamos a Matamoros después de atravesar Guatemala y México. Éramos 40 de ese viaje y en la puerta de la casa nos entregó el coyote que venía con nosotros desde El Salvador nos dijo que ahí quedábamos en manos de otros polleros que nos pasarían a Estados Unidos y que allá serían otros lo que no