cronicasdeunainquilina.com
De dependencias. | Crónicas de una inquilina
Aquí también hay fresco de agua de calcetín y lo venden por cantidades cuando llega septiembre. Te lo venden como que fuera atol blanco, con su pepita, chile, brijoles y limón. Así como si fuera un tayuyo, como tostada de guacamol, como chuchito, como agua en bolsa. Así para que te pegue más fuerte