ceciliaduran.wordpress.com
Popularidad presidencial 
Ni hablar, los políticos caen mal. No todos, pero en general, la gente que se dedica a la política no goza de simpatía. Es curioso, pero ni todos los carteles ni tantísimas fotografías ni las sonri…