carlosalameda.com
La vocación (4): Espíritu
Y pensó que la razón de su existencia quizás tuviera que ver con apaciguar el espíritu de otros, ayudarles a descubrir el verbo que brota en cada instante de vida.