botellasalmar.wordpress.com
Ítaca
Cuando despertó, Odiseo aun no estaba allí. Penélope se acercó otra vez –una más- a los hilos y los acarició como si entretejiera su destino. “…ella le pidió que la llevara al fin del …