bensalut.wordpress.com
Ódiame o ámame, ambas están a mi favor.
Si me amas, siempre voy a estar en tu corazón, si me odias, siempre voy a estar en tu mente. William Shakespeare