automatismosdiarios.com
Adiós
Y cuando el estrés me termine brincaré al acantilado, ¡que exploten mis sesos! y con el tiempo me olvidará, y eso dolerá Aunque muerto, afortunadamente , ya no tendré la capacidad La necesidad de v…