atenasyjerusalen.wordpress.com
La duda
Hace pocos días ciertos estafadores me robaron quinientos dólares. Con certeza, la incredulidad me hubiera podido salvar de semejante “tumbada”, como decimos en Colombia… y de sem…