algundiaenalgunaparte.com
Thomas Mann: entre la belleza y el cieno.
Protegido por el arte se sentía a salvo. El autor de La montaña mágica transfería sus pasiones privadas a su obra de largo aliento, en la que podía permitirse cualquier convulsión que no perturbara…