abcdecuba.wordpress.com
Nicolás Guillén, neuronas con filo
Por Ernesto Montero Acuña Cuando un perro le viene encima a uno con ánimo feroz, dicen que lo mejor es calmarse, esperar imperturbable a que el can se aquiete y luego continuar en el sentido o en l…