losrelatosderakel.com
Reconócelo, caprichosa (I/III)
Amaia se apresuró en guardar el equipaje en el maletero de su coche y se dirigió al apartamento de su mejor amiga Cristina, donde llegó con veinte minutos de retraso. Tras recoger a Cristina y escuchar un sermón sobre la puntualidad en forma de reprimenda, ambas se dirigieron al punto de encuentro: un parque situado…