galvezalcaide.com
Presencia eterna
Nunca cayeron en la cuenta de que yo poseo un corazón como todos, con su mala bestia agazapada. Fragmento perteneciente al relato titulado «Mataperros» , del libro Cuentos agrios (pág. 79).