josehoracio.com
La herida de vernos caer – El cuaderno
Supe entonces que cada vuelo tiene un precio, que es más alto cuanto más alta es la caída. El mío fue la herida de vernos caer.