gumersindomeirino.com
Salmo 104 (103) II, cada día dos de abril, vino que alegra el corazón
Nos recreamos en esta segunda parte del salmo de ayer en lo maravilloso de la Creación, de lo Cotidiano, de lo de Cada Día…, no dejes de asombrarte con cada salida del sol, con cada canto de …