erikasimone.com
La historia de un pequeño velero en una gran tormenta
Casi triunfamos. La tormenta no llegó de sorpresa. La veíamos venir en el horizonte, primero a lo lejos, y luego de cerca. Ya lo habíamos preparado todo: las velas estaban bien atadas, la carga est…