delacasa.net
El reloj de los fantasmas
Ellos, los turistas, estaban quietos. Esperando con la mirada alzada. Observando como las dos agujas reclamaban el punto álgido y apuntaban al cielo. Cada sesenta minutos el reloj exigía en secreto…