cmonmurcia.com
Dunkerque: "La épica de una derrota" | C'Mon Murcia!
Desde el mismo momento que comencé mi singladura en el periodismo escrito y decidí convertir el noble acto de aporrear teclas y beber literatura en una forma de vida, marqué a fuego en mi mente la máxima de que sin importar lo que escribiera siempre sería honesto conmigo mismo y, sobre todo, con los lectores. En esa mascarada que es la crítica, repleta de sonrisas complacientes y mentes anegadas de supuesta sabiduría cinematográfica, no tengo miedo de quitarme la careta: Christopher Nolan me parece, con suma diferencia, el mejor cineasta moderno. En algunos sectores me etiquetarían de forma peyorativa como Nolanista; no me importa. ¿Y qué es eso, os preguntareis? Supuestamente, el mundo se divide en dos grupos: los que entienden de cine y consideran al director británico un vendedor de humo, poco más que un farsante con ínfulas de autor que se entrega a los brazos del exceso, los trucos de guión y la espectacularidad; y los Nolanistas, que ven en él al salvador del séptimo arte, el Mesías que convierte en oro todo lo que toca. ¿Y la objetividad? La han dejado por el camino, creo. Sorprendentemente, su última obra ha provocado división de opiniones en ambos bandos ...