blog.chlewey.net
Carlos Eugenio a bordo
Cuando nació mi primer hijo, entre los muchos elementos de lencería, dotación, aseo, seguridad doméstica, etc. que adquirimos se encontraba un pequeño letrero para colgar en el vidrio trasero del carro advirtiendo que se encontraba un “bebé a bordo”. No sé el grueso de los conductores qué tanta atención prestan a esos letreros pero, para lo que pudiere pasar, parecía apropiado. A veces me preguntaba si debía retirar el aviso cuando mi hijo no estaba a bordo del vehículo, pero finalmente ahí permaneció durante la mayor parte del tiempo en que mis hijos fueron bebés pequeños. ¿Tiene algún sentido esa advertencia? Quien la mire puede decidir tener más cuidado. No es que otros conductores anden pensando en estrellar a cualquiera salvo que sepan que hay niños pequeños u otras posibles víctimas especiales. Pero la … Continue reading →