blog.anarkasis.com
quien no llora, no mama
En Santiago de Compostela, a mi entender, luego de sufrir la famosa catedral, hay tres cosas que disfrutar: