trayectoriasenviaje.com
Por los hielos de El Calafate
El color verde-azul-turquesa del Lago Argentino nos dejó con la boca abierta cuando lo vimos desde el avión. Al salir del aeropuerto tuvimos que cerrar la boca para no enfermarnos con el viento patagónico. Un viento frío que nos dio la bienvenida y nos hizo respirar rápidamente un aire especial