verso

Lo admito.
Tenía miedo
de amar.
Pero no sólo de amar,
sino amarlo a él.
Él era un increíble
misterio. Llevaba cosas
en su interior que nadie
aún entendía,
y yo,
tenía miedo de fallar,
como los demás.
Él era un océano
y yo sólo una niña
que amaba las olas
pero tenía un
enorme miedo a
nadar.
—  Christopher Poindexter
Seja quem você é, até por que, ser você é o que te torna único.
—  Procurando Aventura.