Y resumiendo, te quiero. Te quiero para envejecer contigo o lo que es mejor aún, para complicarnos la vida y salvarnos cuando creamos que no podemos más. Te quiero no solo en tus días de primavera, sino también en tus otoños e inviernos llenos de tormenta. Te quiero, para sujetarte de la mano y vayamos a conquistar el mundo. Te quiero,  con o sin poesía, con o sin versos, pero jamás sin besos. Te quiero, hasta que la luna se ponga celosa de quererte tanto, hasta que el sol entre por la ventana y poder darte los buenos días a besos. En definitiva, no solo te quiero… A usted, la amo con toda el alma.
Espero que algún día decidas darme una oportunidad, para que pueda demostrarte que realmente puedo hacerte feliz y hacerte saber cuánto te quiero.
Esto es especialmente para ti.

Hola, hola, hola, hola, hola, hola, si estas leyendo esto es porque hice todo lo posible para que llegara a ti y me da mucho gusto tenerte ahí, al otro lado de la pantalla leyéndome.

Hay una cosa que he querido decirte hace algún tiempo, y hoy por fin tome la decisión de hacerlo.
Siempre me creaba mis propias excusas: “no lo va a tomar en serio”, “va a creer que estoy jugando” y cosas así, que yo mismo inventaba para poder posponer este momento a toda costa.

Esto es un tanto mas difícil de lo que pensé, y lo he ensayado en diferentes ocaciones. De repente vienen a mi cabeza las palabras exactas para decirte, pero así como vienen, instantáneamente se van; es como si la vida me dijera que improvisara este momento contigo, entonces, esta vez decidí hacerle caso.

Abre bien los ojos, lee esto con atención, porque es la primera vez que tengo la valentía de decir lo que estoy a punto de decir.

Me gustas. Y no te lo digo para que salgas corriendo a mis brazos (aunque tampoco niego que me encantaría), tampoco para darte a entender que quiero casarme contigo o que quiero que seas la madre de mis hijos. No. Sencillamente me gustas, me gustas de azul, me gustas de blanco, me gustas de rojo, me gustas de cualquier color. Cuando hay mas personas cerca, solo pienso en verte a ti y admirar cada detalle que hay en ti, como tratas a los demás, como te comportas con ellos; incluso a veces he notado que me tratas diferente y siendo sincero he llegado a pensar que también te gusto, de hecho, esa ha sido una de las razones por las cuales me anime a decírtelo y tal vez este equivocado o tal vez no (espero que no, ojalá que no).

Me gustas y necesito dartelo a entender de alguna forma. Creo que esto es la excusa perfecta; no se si me dejes de gustar mañana, o en dos horas, o en una semana, o un mes, o en años, pero me gustas, me gustas, me gustas, me gustas y quiero que recuerdes siempre la primera vez que lo dije. A veces siento que somos tan diferentes y a la vez tan iguales, tan tímidos y a la vez tan atrevidos.
Somos perfectos para poder perdernos juntos (o encontrarnos), somos perfectos para ver una película en el cine (o bajo las cobijas).
A veces siento que este primer paso será el que nos va a hacer caminar juntos, y al final no importa que tan cursi suene esto para el resto del mundo, porque de las siete mil millones de personas que hay en el, esto va para ti, que lees esto con atención.

Intenta no pestañear y lee con atención: me gustas, y si no lo digo hoy, quizá pierda cualquier oportunidad de hacer de este momento la parte favorita de mi vida, chao.

– Sebastian Villalobos, editado. (via pinguinos-con-capucha)

La forma en que cada uno de los signos dice "te amo".
  • Aries:me gustas, mucho.
  • Tauro:eres un amigo estupendo.
  • Géminis:eres perfecto.
  • Cáncer:eres genial.
  • Leo:te necesito.
  • Virgo:eres muy agradable.
  • Libra:eres lindo.
  • Escorpio:me gustas.
  • Sagitario:te amo.
  • Capricornio:te extraño.
  • Acuario:eres un amor.
  • Piscis:soy afortunado de tenerte.